Se propaga una nueva versión del virus MyDoom que borra archivos

Expertos en seguridad emitieron el miércoles alertas ante una nueva versión del virus de Internet MyDoom que borra archivos, y que está actuando con gran ferocidad.La nueva epidemia, provocada por el virus conocido como MyDoom.F, surgió a finales de la semana pasada y ha estado ganando fuerza desde entonces, informa Reuters.

El virus está programado para infectar ordenadores personales y utilizarlos para desencadenar un dañino ataque digital (conocido como de denegación de servicio) contra páginas web seleccionadas de Microsoft y la Asociación de la Industria Discográfica Estadounidense (RIAA, por sus siglas en inglés).

Los ataques no llegaron a hacer caer las páginas, pero el acceso a la web de la RIAA estuvo obstaculizado ligeramente, dijeron firmas de seguridad.

La RIAA, un grupo de presión de la industria de la música, ha causado indignación entre los usuarios de ordenadores desde que empezó el año pasado a demandar a particulares que intercambiaban canciones online.

Aunque no se estaba propagando tan rápido como sus predecesores ni tan rápido como la epidemia de la semana pasada de Netsky.B, MyDoom.F está considerado un peligro creciente porque borra archivos aleatorios de Microsoft Word y Excel, más fotos y películas almacenadas en un ordenador infectado.

«MyDoom.F ha estado adquiriendo velocidad desde el lunes y el martes», dijo Mikko Hypponen, de la compañía finlandesa anti-virus F-Secure. «Lo preocupante es que tiene un efecto destructivo. No hemos visto un virus destructivo como este desde hace tiempo», declaró.

Los virus informáticos raramente destruyen archivos estos días. En su lugar han evolucionado a lo largo de los años para convertir a los ordenadores inseguros en máquinas «zombis» capaces de ejecutar las órdenes del creador del virus.

Normalmente, este ejército de máquinas secuestradas se utiliza para enviar riadas de correos electrónicos no solicitados, llevar a cabo ataques digitales contra páginas web seleccionadas y, en algunos casos, para albergar webs que venden de todo, desde vitaminas hasta pornografía.

El primer gusano MyDoom surgió en enero y está considerada la epidemia más virulenta registrada hasta ahora, infectando a millones de ordenadores de todo el mundo.