Placas base duales (Memorias de dos tipos diferentes)

Hay un tipo de placa base denominada generalmente como Dual. Esta denominación es bastante amplia, ya que podemos traducir Dual como Doble, siendo esto aplicable a toda placa base que lleve doble cualquier componente.
Placas duales las hay en cuanto al procesador, la BIOS, la gráfica y las que hoy nos ocupan, que no son otras que las placas base con memoria dual.

Muchos hemos visto y algunos han tenido este tipo de placa base, que permite poner dos tipos de memorias RAM diferentes.

Se trata de un tipo de placa base que puede ser interesante si queremos ampliar nuestro equipo, pero no queremos gastar mucho dinero en ello, ya que al menos nos va a permitir ahorrarnos la compra de la memoria.

En contra vamos a tener que normalmente se trata de placas base de gama media-baja y que además la cantidad total de memoria instalable se va a ver reducida a la mitad, ya que de los cuatro bancos de memoria que suele llevar una placa base, dos van a estar dedicados a un tipo y los otros dos a otro.

Este tipo de placas base con memoria dual no es ningún invento reciente, sino que ya aparecieron en la segunda evolución de los módulos de memoria (cuando se pasó de los módulos SIMM de 72 contactos a los de SDR de 168 contactos).

Cuando se pasó de los módulos SIMM de 30 contactos a los SIMM de 72 contactos, lo que salió al mercado fue un adaptador que permitía poner módulos de 30 contactos en una placa que a su vez se insertaba en la ranura de 72 contactos. También había un adaptador más curioso aún, que mediante un juego de 4 soportes de 30 contactos permitía poner un par de módulos de 72 contactos en funcionamiento en una placa que sólo tuviera zócalos de 30 contactos.

Estas placas base suelen salir al mercado sobre todo en épocas de transición entre dos tipos de memorias, aunque siempre hay algún fabricante que las mantiene hasta que el tipo de memoria más antiguo que soporta desaparece.

Placas duales han habido:

– DIMM 72 – SDR
– SDR – DDR
– DDR – DDR2
– DDR2 – DDR3

Pero… ¿quiere decir esto que este tipo de placa base soporta ambos tipos de memorias?

Pues sí, pero con matices. Esto quiere decir que una placa dual SDR – DDR puede llevar memorias SDR o DDR, pero no SDR y DDR. Es decir, que sí que pueden llevar módulos SDR o módulos DDR, lo que no pueden es mezclarse ambos tipos de módulos.

El sistema de memoria dual además no sirve para todos los tipos de procesadores. En sistemas basados en procesadores Intel, en los que la memoria es controlada íntegramente por la placa base, no hay problema, pero en sistemas con procesadores AMD es el propio procesador el que controla la memoria RAM, y por lo tanto el tipo de módulos no sólo depende de la placa base que tengamos, sino del procesador que tengamos.
A este respecto hay que recordar que tanto los procesadores AMD 754 como los 939 están diseñados para trabajar con memorias DDR, mientras que los procesadores AM2 están diseñados para trabajar con módulos DDR-2.

En cuanto a las compatibilidades de módulos de memoria de diferente tipo, las placas con memoria dual suelen ser especialmente sensibles en este apartado, siendo preciso ceñirse de forma estricta a las especificaciones del fabricante, tanto en tipo como en velocidad de los módulos, ya que este tipo de placas es muy propenso a dar fallos de compatibilidad, al estar los márgenes de tolerancia muy ajustados.

Incluso este tipo de placas suele ser más sensible que una placa que soporte un sólo tipo de memoria en el tema de las caras (SS o DS, osea, Simple Side o Dual Side), es decir, que los módulos tengan los chips de memoria en una solo cara del módulo o en ambas caras.

Por último quiero aclarar un punto muy importante: No debemos confundir este tipo de placas con las que soportan memorias en Dual Channel, que aunque también se refiere a la memoria es una cosa totalmente diferente.

Artículo enviado por Manu